La complejidad de un servicio sociosanitario, con multitud de dietas y muchas veces edificios anexos, hace que el transporte de comida sobre ruedas en carros enchufables sea la mejor solución.